jueves, 3 de mayo de 2018

Sostener la unión con el Absoluto


El templo de Tanjore, sur de la India, tiene una torre de 66 metros coronada con una piedra de 80 toneladas. Una obra que maravilla a los ingenieros actuales. El Siddha Karuvurar fue el responsable de su construcción. El rey Raja Chola quedó tan complacido con el trabajo que mandó erigir un santuario en honor del Siddha en el templo, donde hoy se puede ver su imagen.

La torre es una buena metáfora del Yoga de los Siddhas. Sus practicantes concentran la energía vital en lo alto de la cabeza, con el fin de abrir el chakra de la corona. Éste es el chakra de la unión con el Absoluto - por eso a los santos se les representa con una aureola alrededor de la cabeza. Esta experiencia de unión o "samadhi" sólo es posible si el yogui ha creado una estructura interna que la sostenga, lo que incluye la purificación de los canales de energía y del subconsciente y la activación de los demás centros de consciencia o chakras. Las kriyas o técnicas sirven para ello, incluyendo posturas, respiraciones, meditaciones y mantras.

Otro rasgo de los Siddhas es su compromiso en ayudar a todos los seres; "según la caridad que haces, así conoces al Señor" escribió el Siddha Tirumular.

No hay comentarios:

Publicar un comentario